Enviar Correo Gobierno del Estado de México
Instituto de Salud del Estado de México
Secretaría de Salud
Inicio Biblioteca
Virtual
Enfermedades
Transmisibles
Enseñanza e
Investigación
Regulación
Sanitaria
Salud
Bucal
Trámites
y Servicios
Unidades
Médicas
VIH/SIDA/ITS
Martes 12 de diciembre de 2017
Secciones

Zoonosis y Vectores
PresentaciónZoonosisVectores
BrucelosisTeniosis / CisticercosisLeptospirosisRabia
 
¿Qué es la brucelosis?
¿Cómo se transmite?
¿Quiénes son los más expuestos a enfermar de brucelosis?
¿Por qué es importante detectar la brucelosis en la salud pública?
¿Dónde existe la brucelosis?
¿Cómo se diagnostica la brucelosis?
¿Qué terapéutica antimicrobiana se sugiere?
¿Cuáles son las medidas de prevención y control?
 

¿Qué es la brucelosis?

Es una de la zoonosis conocida también como: Fiebre de Malta, Fiebre del Mediterráneo, Fiebre Ondulante o Recurrente en el Hombre, Enfermedad de Bang, aborto epizoótico en el ganado,

Las especies patógenas para los animales son: Brucella melitensis en cabras, B. Abortus en bovinos, B. suis en cerdos, B. canis en caninos, B. ovis en ovinos y B. neotomae en ratas canguro. La B. melitensis es la más común y notoria en el humano, no se han comprobado en el hombre, casos de B. ovis y B. neotomae.

¿Cómo se transmite?

Esta enfermedad zoonótica en el hombre se transmite en forma directa, por la ingesta de leche y consumo de derivados lácteos no pasteurizados, o bien, en forma indirecta por el contacto con productos, subproductos y desechos orgánicos, como tejidos o excreciones de animales que padecen la enfermedad, asimismo se puede infectar por inoculación de brucela o inhalación de polvos de corrales, establos o mataderos donde la bacteria se encuentre; por lo cual atender animales enfermos con brucelosis, manipular carne o vísceras de animales infectados o trabajar en un laboratorio y contaminarse con el germen, se ha considerado como una enfermedad ocupacional de alto riesgo.

¿Quiénes son los más expuestos a enfermar de brucelosis?

Trabajadores de la industria de la carne y leche, ganaderos, médicos veterinarios, granjeros, matanceros, carniceros, amas de casa que llegan a manejar carne contaminada.

¿Por qué es importante detectar la brucelosis en la salud pública?

Al existir condiciones del medio ambiente que favorecen su propagación y por ser una enfermedad frecuente en animales domésticos y silvestres, es necesario que la población conozca este problema que se considera poco frecuente en humanos desde el punto de vista clínico, aunque cada vez los estudios de laboratorio identifican más casos.

¿Dónde existe la brucelosis?

Su distribución es mundial y se presenta todo el año. En nuestro país el 75% de las entidades han reportado casos humanos y animales.

¿Cómo se diagnostica la brucelosis?

Las manifestaciones clínicas más frecuentes son: escalofrío, dolor de cabeza, fiebre continua de 40 ºC o más, crisis sudorosas, mialgias, artralgias y ataque del estado general, pudiendo persistir manifestaciones de endocarditis, encefalitis, anemia. El diagnóstico microbiológico se basa en estudios de laboratorio para determinar la presencia del agente etiológico en el organismo del enfermo. La prueba inequívoca para el diagnóstico específico de brucelosis es el cultivo de sangre, LCR o sinovial.
La prueba rápida con Rosa de Bengala, en una muestra serológica sí resulta positiva, se somete a las pruebas confirmatorias con aglutinación estándar en tubo (SAT) y dos mercapto etanol (2ME), sí SAT, aglutina 1:80, la persona tiene brucelosis, y hay que iniciar el tratamiento.

¿Qué terapéutica antimicrobiana se sugiere?

Los medicamentos a utilizar en el tratamiento de un caso de brucelosis, se dan conforme al esquema que se seleccione, correspondiendo:

Esquema A. Consta de tetraciclina y estreptomicina por 21 días.

Esquema B. Formado por la combinación de rifampicina y trimetoprim con sulfametoxazol por 21 días.

Esquema C. En los casos en que existe fracaso con la ministración de los esquemas A y B, se da la combinación de rifampicina y doxiciclina por 42 días.

¿Cuáles son las medidas de prevención y control?

Realizando actividades de educación para la salud, participación social y comunicación educativa.

Informar a la población sobre el problema de salud pública que representa el consumo de productos lácteos no pasteurizados y el contacto con carnes de animales que sufrieron la enfermedad.

Orientar a la población en general, así como a los individuos con riesgo profesional, sobre las medidas de prevención como:

Consumir leche pasteurizada, así como subproductos y derivados de ésta, rechazando los de dudosa procedencia.

Limitación de la convivencia estrecha con animales.

  • Lavado de manos con agua abundante y jabón antes de comer y después del contacto con los animales o subproductos y desechos.
  • Limpieza, desinfección y separación, mediante cercas, en los lugares para la crianza de ganado (caprino, bovino y porcino).
  • Identificación y eliminación de animales enfermos y vacunación antes de los tres meses de edad a las crías.
  • Estimulación de la demanda oportuna de atención médica y conclusión del tratamiento.
  • Motivar al área médica y paramédica para que se de seguimiento al paciente a los 30, 60, 90 y 180 días.
  • Vigilar que los donadores de sangre, sean negativos a la enfermedad.

Para mayor información llame a los teléfonos (01-722) 2-71-10-91, 92, 93 Ext. 105. D. 271-18-65
e-mail: zoonosis_vectores@hotmail.com

Instituto de Salud del Estado de México
Subdirección de Prevención y Control de Enfermedades
Departamento de Zoonosis y Vectores
Av. Estado de México, Sin Número, Col. Guadalupe C.P. 52149, Metepec, Estado de México.
Atrás
 

Fecha de última actualización: 07 de diciembre de 2017  
Gobierno del Estado de México
Secretaría de Salud
Instituto de Salud del Estado de México
  Av. Independencia Oriente # 1009
Col. Reforma y F.F.C.C. C.P. 50070
Toluca, Estado de México.
Teléfono: (722) 2 26 25 00
E-mail: webmasterisem@salud.gob.mx